© 2017 Escuela Libre Lîlâ K'erendarhu. 

Esto es la Pedagogía Waldorf.

September 1, 2016

"La educación no es como llenar un balde con agua, ​sino como iniciar un incendio."

William Butler Yeats

 

 

Nuestros hijos heredarán un mundo rápidamente cambiante y sorprendente. La mejor preparación que podamos darles es proporcionar una educación multidimensional que se desarrolla toda la gama de su potencial humano. Esto es la Pedagogía Waldorf.


Para contribuir plenamente en el mundo de mañana nuestros hijos tendrán que ser individuos dinámicos y flexibles que nunca dejan de aprender. Para tener éxito y auto-realización necesitarán contar con los siguientes atributos:
• Pensamiento creativo impregnado con la imaginación, la flexibilidad y claridad
• Autoestima, empatía e inteligencia emocional
• Perseverancia, resistencia y vitalidad física
• Profundidad espiritual, y un perdurable aprecio y responsabilidad por la naturaleza, por el trabajo por y para los seres humanos


Todos los niños vienen al mundo con estos atributos como potencial dentro de ellos. El enfoque conjunto de la pedagogía Waldorf es despertar estas capacidades y dibujarles establecidos en el marco de una experiencia escolar académica.


Todo el programa académico, incluyendo la enseñanza de matemáticas y ciencias, intencionalmente está integrado con arte, movimiento y música. Estas experiencias curriculares ricas mejoran el trabajo escolar, asegurando que los estudiantes siempre participan en tres aspectos esenciales: el hacer, el sentir y el pensar. Este enfoque integral, tridimensional, ayuda a desarrollar el dominio de las habilidades y las capacidades esenciales que los niños necesitan para su futuro.
 

 

Vitalidad física


Nuestros hijos serán los líderes del mañana. Necesitan una educación que preserva y fortalece los valiosos activos como su energía y vitalidad. En la publicación de Harvard Business School, Geeks y Geezers, Warren Bennis y Robert Thomas señalan que una de las características más significativas de los líderes influyentes es su capacidad para mantener la juventud en la vejez. Personas activas, flexibles, creativas, capaces de reinventarse continuamente, convertirse en líderes y mentores que nunca dejan de aprender y crecer. El desarrollo de aprendices de por vida es un objetivo de la educación Waldorf.

 

Una escuela no debe desperdiciar la vitalidad de los niños pequeños antes de ejecutar la larga carrera de la vida. Los estudiantes deben involucrarse activamente en el aprendizaje práctico, vivencial. Esta participación activa apoya el sano desarrollo físico - de hecho, promueve la salud en muchos niveles. Palidez, nerviosismo y letargo están notablemente ausentes en una escuela Waldorf, donde el aprendizaje es una empresa alegre y aventurera.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Inteligencia emocional


¿Qué podemos cambiar para ayudar a nuestros hijos a que les vaya mejor en la vida? ¿Qué factores están en juego, por ejemplo, cuando personas de alto coeficiente intelectual no tienen éxito y las de IQ modesto se desempeñan sorprendentemente bien? Muy a menudo, la diferencia radica en las habilidades que se denominan inteligencia emocional, y los niños pueden aprender estas habilidades. (Daniel Goleman, inteligencia emocional)

La forma de enseñanza Waldorf conscientemente está diseñada para fomentar la inteligencia emocional. A través de un programa que es rico en experiencias afectivas y cognitivas, todos los estudiantes de Waldorf adquieren la capacidad de expresarse a través de la pintura, teatro, música, artesanía, movimiento y escritura. Todas las lecciones son reforzadas a través de la comunidad de aprendizaje que se establece alrededor de cada clase donde un profesor, un grupo de niños y sus padres permanecen juntos durante ocho o más años. Pero en la mayoría de ellos la salud emocional proviene de una educación que fomenta la autoestima al reconocer que cada niño trae dones más allá de los que se pueden medir en un examen. Mediante el desarrollo de la inteligencia emocional y fomento la autoestima duradera, la pedagogía Waldorf prepara a los niños para sus pruebas más importantes, los que se enfrentarán después de salir de la escuela.

 


Pensamiento creativo


Además de vitalidad física y resistencia, además de la salud emocional y fortaleza mental, nuestros jóvenes necesitan una inteligencia creativa que les permitirá ser solucionadores de éxito. Un pensamiento original, impregnado con flexibilidad e imaginación, ayudará a los individuos a hacer frente a los retos del futuro e imaginar las preguntas importantes que aún no hayan sido formuladas.
Con el fin de satisfacer las demandas de nuestro mundo complejo y problemático, nuestros niños necesitan el pensamiento claro y centrado apoyado por buenos hábitos de la mente. El libro, Hábitos de la mente, publicado por la Asociación para la supervisión y desarrollo curricular, se relaciona con una serie de atributos que describen lo que hacen personas inteligentes cuando se enfrentan con problemas que son aparentemente irresolubles. Estos atributos, tales como: persistencia, dominar la impulsividad, escuchar con comprensión y empatía, un pensamiento flexible, la recopilación de datos a través de todos los sentidos y responder con asombro y admiración, se tejen en el enfoque de Waldorf a la educación.

 


Un compromiso con el bienestar físico, emocional, académico y espiritual de cada niño es el núcleo de la filosofía Waldorf. Este compromiso se realiza a través de un programa educativo que participa activamente los estudiantes en el aprendizaje práctico, conecta emocionalmente y significativa con sus maestros y sus compañeros y fomenta la cuidadosa atención y receptividad. Al promover este desarrollo saludable y equilibrado, las escuelas Waldorf alientan a los niños a prosperar en la escuela y encontrar el éxito y la felicidad en la vida.
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Por: Jack Petrash – Nova Institute

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

Educación hacia la libertad

September 2, 2016

1/2
Please reload

Entradas recientes

December 21, 2016

December 19, 2016

September 22, 2016

Please reload

Archivo
Please reload

Buscar por tags